Manteca de Karité



Las nueces de karité el árbol Vitellaria paradoxa, de hasta 15 metros de altura de las sabanas arbóreas del oeste de África. El nombre de karité significa árbol de mantequilla. Este árbol puede vivir hasta tres siglos y el diámetro del tronco puede medir hasta un metro.


Nuez de Karité y Manteca


Modo de obtención:


Se cogen las nueces peladas, se hacen hervir, se tritura y amasa todo concienzudamente y de ahí se obtiene la pasta tipo mantequilla: la manteca de karité. Se envasa en caliente y al enfriarse se granula levemente. Su consistencia pastosa se funde a 28 ° C dando lugar a una sustancia tipo aceitosa, transparente, lista para usar. Para ello se debe poner un poco de pasta sobre la palma de la mano y frotarla con los dedos. La manteca de karité se funde y absorbe rápidamente a la temperatura corporal y no deja residuos ni sensación grasa.

La mejor calidad proviene de los árboles de Burkina Fasso, Costa de Marfil, Malí y Sudán.

Composición



El extracto del fruto de karité está compuesto principalmente por ácidos grasos complejos: ácido oléico ( 40- 60%) , ácido esteárico, (3-11%), ácido palmítico (2-9%) y ácido araquídico y  linoleico.


Mujer negra pelo rizado



Propiedades y usos



El  uso continuado de manteca de karité o en inglés “Shea butter” nos asegura  los efectos preventivos para combatir el envejecimiento de la piel y del cabello seco y estropeado. Es un excelente regenerador celular natural que previene el envejecimiento de la piel y el cabello.

En la cocina...


Los africanos, desde tiempos inmemoriales, cocinan la pulpa y la cáscara, según recetas tradicionales de cada región. La grasa de la manteca de karité, que viene de la simiente, es un condimento, como nuestra mantequilla o margarina, utilizada en salsas y frituras.



En el embarazo y lactancia...


La manteca de karité durante el embarazo previene la aparición y la formación de estrías. Durante la lactancia previene la formación de grietas en el pecho y protege al bebé de enrojecimientos de la piel por la fricción de los pañales, pudiéndolo aplicar cuantas veces sea necesario.


En  labios, nariz y cuerpo...


La manteca de karité es muy útil para tratar los labios resecos por el frío, a los que aporta un brillo natural, también para la nariz irritada por las alergias o los resfriados. Podemos utilizarla para dar a nuestra piel un efecto satinado, terso, hidratado y suave.



En  deportistas...


Es muy efectiva para las articulaciones de codos y rodillas, dedos de los pies, talones y uñas, por lo que es muy recomendable para antes y después del ejercicio deportivo ya que elastifica la piel y suaviza las callosidades en un par de aplicaciones. El karité aportará una recuperación más rápida del músculo mejorando el drenaje y la eliminación de toxinas.


En el  Cuidado del cabello...


La manteca de karité protege el cabello del daño solar, al ejercer u efecto protector y regenerador de este, restaurando la estructura capilar, aportando brillo, suavidad y volumen.


En  Pieles muy delicadas...


La manteca de karité destaca por su intenso y duradero poder hidratante sobre el rostro y el cuerpo. Mejora la elasticidad de la piel por sus propiedades nutritivas y su alto contenido en vitamina F, componente vital de las membranas celulares.
Es un anti-irritante por excelencia, lo que convendrá a las pieles que enrojecen con facilidad, con tendencia alérgica y para los que están mucho tiempo acostados, previniendo la aparición de llagas.


En verano..


La manteca de karité, funciona también como un excelente protector solar, otorgando un bronceado de larga duración, y lo mejor es que será de forma natural, además de no producir granitos, por lo que podemos usar aun cuando hay acne o en pieles grasas.


Zoe pelo largo y liso


Mascarillas para el Pelo a base de Manteca de Karité :



Para las que no tienen tiempo..


Derritir la manteca de karité y esparcirla directamente por todo el pelo seco. Luego se envolver la cabeza con una toalla húmeda durante 15-20 minutos. A continuación lavar el cabello de la forma habitual!.


Para nutrir el pelo muy seco o afro...


Calienta 2 cucharadas de manteca de karité (al baño maría o al microondas) y añade una cucharada de aceite de oliva y aplícate la mezcla sobre el pelo lavado y húmedo. Deja actuar 10 minutos y aclarar abundantemente. 
Está mascarilla No es apta para el pelo normal o graso.

www.sidibeuty.com.es






otras entradas de este blog:

0 comments :

Publicar un comentario

 
Top